Las tres rejas

13 12 2012

¿Sabes qué hacer si una amiga te dice que alguien le contó que vio a tu novio a las once de la noche intercambiando besos con otra muchacha? ¿Terminarás la relación? Pues, no. Lee aquí:

contar secretos

Un joven discípulo de un filósofo sabio llega a casa de este y le dice:

 

—Escucha, maestro. Un amigo tuyo estuvo hablando de ti con malevolencia…

 

—¡Espera! —lo interrumpe el filósofo— ¿Ya hiciste pasar por las tres rejas lo que vas a contarme?

 

—¿Las tres rejas?

 

—Sí. La primera es la verdad. ¿Estás seguro de que lo que quieres decirme es absolutamente cierto?

 

—No. Lo oí comentar a unos vecinos.

 

—Al menos lo habrás hecho pasar por la segunda reja, que es la bondad. Eso que deseas decirme ¿es bueno para alguien?

 

—No, en realidad, no. Al contrario…

 

—¡Ah, vaya! La última reja es la necesidad. ¿Es necesario hacerme saber eso que tanto te inquieta?

 

—A decir verdad, no.

 

—Entonces —dijo el sabio sonriendo— si no es verdadero, ni bueno, ni necesario, sepultémoslo en el olvido.

fuente: http://aprenderespanholesfacil.wordpress.com/tag/las-tres-rejas/


Acciones

Information

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: