Un caso patético y esperpéntico

29 04 2010

A propósito de la entrevista publicada recientemente en Rebelión, realizada por el profesor, escritor y periodista francés Salim Lamrani, especialista en relaciones Cuba-Estados Unidos, a Yoani Sánchez, cubana, autora del blog Generación Y, escribe Andrés Sorel, escritor y crítico español. Veamos qué dice Sorel.

                                  Foto Yoani Sánchez

     Yoani Sánchez disfrazada y con peluca para “evadir a la policía cubana”

Por Andrés Sorel (tomado de Cubadebate)


Yoani Sánchez disfrazada y con peluca para “evadir a la policía cubana”. Hay que agradecer a Rebelión —como en otras informaciones que publica— el dar a conocer a sus lectores, de forma íntegra, la entrevista que Salim Lamrani realiza a Yoani Sánchez, la autora del blog Generación Y. Un caso patético y esperpéntico, deleznable, el de esta bloguera a la que los medios de información de nuestro país han lanzado al estrellato. Ninguna de las respuestas a la entrevista que le realizan merece desperdicio.

Ella misma se retrata y muestra al tiempo que su ínfimo nivel político o cultural, su incapacidad para dar una sola contestación creíble, su falta de agilidad a la hora de pensar, incluso su cobardía para escapar al autorretrato que de sí misma se va forjando. Podía el entrevistador incluso haberla desnudado más de preguntarle sobre temas literarios, artísticos, económicos. Pero no hizo falta. La manera en que se define basta para al tiempo mostrar la miseria política de quienes la han encumbrado.

Siempre nos preguntamos las razones de esta irracional campaña que la ha hecho recibir sustanciosos premios en España y Estados Unidos y hasta nominarla como una de las 100 personalidades del mundo actual. Ella misma nos da, sin proponérselo siquiera, la respuesta. Su “exilio” en Suiza, lugar que sabe mucho de corrupciones políticas o económicas. Allí se refugian capitales de todos los terroristas económicos del mundo y allí se fraguan campañas para formar a enemigos de quienes no aceptan el capitalismo y el imperialismo como única forma de organización y explotación del mundo. Una mujer como Yoani, lo suficientemente inculta, ambiciosa, y al tiempo dispuesta a servir estos intereses era sin duda un buen fichaje para la eterna subversión contra los pueblos independientes de América Latina, en este caso Cuba. Cómo me gustaría hablar con ella de Kafka, Montaigne, Swift. Sería sin duda un diálogo tan esperpéntico o dramático que ni Valle Inclán o Shakespeare podrían reproducir.

Naturalmente que los medios españoles o norteamericanos no reproducirán la entrevista del profesor de la Universidad París-Sorbonne. En el reino de la libertad de prensa la censura es su mejor aliada, la censura que no se declara pero se ejerce. 


Acciones

Information

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: